5 beneficios de vivir en un edificio sustentable

El buen vivir comienza por nuestras decisiones habitacionales. Preferir un edificio con certificación LEED puede reportar beneficios económicos, ecológicos y de salud.

5 beneficios de vivir en un edificio sustentable

Una de las decisiones más importantes de la vida, como qué estudiar, con quien casarse o cuándo tener hijos, es elegir cómo y dónde vivir. En el contexto actual, todo tiene que ver con el “estilo de vida” que queremos tener y eso implica incorporar conceptos tan centrales como la ecología.

5 de los más importantes beneficios de escoger un edificio sustentable o con certificación LEED son:

 

  1. Disminución en el consumo y costos de energía: esto porque se utilizan luminarias eficientes y de bajo consumo, además de paneles solares y ascensores con autogeneración de energía, por lo que se reduce el consumo y el valor en las cuentas de luz al usuario final.
  2. Eficiencia en el consumo de agua: se logra a través de la incorporación de diversos mecanismos que buscan disminuir su consumo, al tiempo que también se traduce en una baja en la cuenta para el usuario final. Para esto se utilizan aireadores de agua, que permiten mezclar el aire con el agua y así reducir el caudal del grifo, generando un chorro uniforme, conservando la calidad y confort necesarios. En cuanto a los baños se instala un sistema denominado dual flush, es decir que el inodoro cuenta con doble descarga que permite elegir entre dos tipos de enjuagues, uno más potente que el otro, reduciendo hasta en un 50% el consumo de agua en cada descarga. En relación a la mantención de jardines, se incorpora el sistema de riego por goteo, lo que también genera un importante ahorro en el consumo de agua que puede llegar al 60% respecto a los sistemas tradicionales de riego.
  3. Privilegian la conectividad: los proyectos sustentables buscan desarrollar sus proyectos en zonas cercanas a estaciones del Metro o cercanos a la locomoción colectiva como una manera de desincentivar el uso del automóvil, lo que reduce la congestión vial y las emisiones de CO2.
  4. Incentivo de la vida sana: Se logra a través de la instalación de diversos equipamientos para la práctica del deporte sin la necesidad de tener que salir del lugar donde vive, tales como gimnasios, pistas de trote, piscinas de nado, además de estacionamientos para bicicletas y un determinado stock de ellas para los residentes. Todo con el objetivo de que las personas puedan llevar una vida más activa, ligada al ejercicio y a una vida menos sedentaria.
  5. Bienestar acústico: La instalación de termo paneles contribuye a tener un mayor control acústico al interior de los departamentos, entregando mayor confort para sus residentes, además ayuda a controlar el ingreso de frío excesivo o calor al recinto.

 

Vía: veoverde.com

Comparte