Rascacielos-Medusas flotantes: purifican el agua y el aire

Los rascacielos de Hao Tian, Huang Haiyang y Shi Jianwei han recibido una mención honorable en la eVolo Skyscraper competition de 2013. La fantástica propuesta absorbe el ácido contaminante y lo convierte en recursos utilizables mientras limpia el aire. 

Floating Jellyfish Skyscrapers

Como resultado de la industrialización y el consumo de combustibles fósiles, el pH del aire y el suelo del planeta han bajado a niveles preocupantes. Para combatir este problema, los diseñadores Chinos Hao Tian, Huang Haiyang y Shi Jianwei han previsto una serie de rascacielos flotantes que, gracias a un sistema de purificación, podrían mejorar la calidad del aire y también proveer tanto agua fresca como fertilizantes naturales.

Estos rascacielos, que funcionan como acondicionadores del PH, están diseñados para la ciudad china de Chongqing, pero no se limitan a ésta ya que funcionarían en cualquier parte del planeta purificando el aire de la lluvia ácida.

Floating Jellyfish Skyscrapers

Chongqing es una ciudad rodeada en tres de sus lados por montañas y severamente contaminada por la actividad industrial. Este contexto da como resultados una muy pobre calidad de aire seguida de una acidificación de las plantas, el suelo y el agua.  Las estrucutras, con forma medusas flotantes, absorben los agentes contaminantes del aire y, a través de procesos internos, lo convierten en recursos beneficiales para la ciudad.

Los condicionadores de pH se encuentran en el mejor nivel para absorber los agentes contaminantes ya que las estructuras están flotando entre los 200 y 300 metros de altura. El hidrógeno es utilizado para conseguir esa flotabilidad y es gracias a membranas porosas en las bolsas de aire como se absorben los agentes contaminantes para luego enviarlos a un núcleo purificador.

Microorganismos fijadores de nitrógeno producen una sustancia alcalina para neutralizar los materiales ácidos en un fertilizante que se libera a través de los tentáculos para ayudar al crecimiento de las plantas. Se recuperan restos de agua purificada que luego se usa para el riego y otros procesos.
Con el tiempo, el aire de una ciudad mejorará gradualmente y los recursos creados por el rascacielos pueden ser usados para crear un entorno más rico y más sano a través del desarrollo de más vegetación.Los rascacielos flotantes pueden trasladarse a diferentes lugares dentro de la ciudad o a otras ciudades que necesiten aire fresco.

 

Vía: inhabitat.com

Comparte